Acto de presentación de las ayudas predoctorales de la AECC en la provincia de A Coruña

Acto de entrega de las ayudas predoctorales de la Junta Provincial de A Coruña de la Asociación Española Contra el Cáncer

Aguamarina Comunicación y Eventos colaboró en la organización del acto de presentación de las ayudas predoctorales de la Junta Provincial de A Coruña de la Asociación Española Contra el Cáncer, que se celebró el 29 de junio de 2021 en la sede del Colegio Oficial de Médicos de la Provincia de A Coruña.

El 9 de junio de 2021, la Junta Provincial de A Coruña de la Asociación Española contra el Cáncer ha hecho entrega de sus ayudas predoctorales, que en esta tercera convocatoria han sido para tres jóvenes investigadoras: Estíbaliz Díaz, del Instituto de Investigación Sanitaria de Santiago (IDIS); Valentina González, del Centro Singular de Investigación en Medicina Molecular y Enfermedades Crónicas (CiMUS), también de la capital de Galicia, y Andrea Rodríguez, del Instituto de Investigación Biomédica de A Coruña (Inibic). Cada una de ellas recibirá 66.000 euros repartidos en tres años, con la posibilidad de renovar por uno más, para desarrollar su actividad.

El acto lo presentó y dirigió el vicepresidente de la Junta Provincial de A Coruña de la AECC, Carlos Lamora, que aseguró que estas ayudas “son muy importantes para nuestra asociación, porque solo desde la investigación podemos vencer al cáncer. Nosotros hemos hecho una gran apuesta en este sentido y, además, en la provincia tenemos la suerte de contar con dos universidades y grandes institutos de investigación con un potencial enorme, como el CiMUS, el IDIS o el Inibic”.

También intervinieron el gerente de la Axencia de Coñecemento en Saúde de la Consellería de Sanidad, Antonio Fernández-Campa, y la jefa del Servicio de Oncología del Chuac, Rosario García Campelo. El primero elogió “la labor de la Asociación Española Contra el Cáncer, el compromiso permanente que mantiene con la investigación y los criterios que utiliza para la concesión de las ayudas, absolutamente objetivos y profesionales”. Rosario García Campelo, por su parte, afirmó que la “investigación en oncología es el camino para seguir avanzando hacia la curación y la cronificación del cáncer”. Impulsarla, añadió, significa “garantizar el acceso de los pacientes a los últimos avances en medicina y a la innovación terapéutica, y puede ser un gran motor económico para un país. Fomentar la investigación es la mejor garantía de inversión y futuro para las personas con cáncer, y la AECC ha mostrado su férreo compromiso con ella y su apoyo incondicional a investigadores básicos y clínicos para que su trabajo revierta en nuestra sociedad, en nuestro sistema de salud y en los pacientes”.

A continuación, se procedió a la entrega de las ayudas, que las beneficiarias recibieron acompañadas de sus directoras de tesis: Beatriz Rodríguez Romero, Rosa Señarís y Angélica Figueroa.

Estíbaliz Díaz explicó que su proyecto trata de estudiar la “eficacia de una iniciativa multidisciplinar de rehabilitación cardio-oncológica basada en el ejercicio” con la que “prevenir la cardiotoxicidad de la quimioterapia y otras complicaciones funcionales en pacientes con cáncer de mama”. Para ella, recibir la ayuda de la asociación ha supuesto “una alegría enorme y la satisfacción de poder hacer lo que me gusta, algo poco común cuando se inicia la carrera investigadora. Me siento muy afortunada por poder trabajar en un proyecto que me motiva y que creo que puede tener repercusión en los pacientes con cáncer y en la sociedad en general”. En su intervención, dio las gracias a la asociación y destacó “la estupenda labor que realiza para acercar la ciencia y el conocimiento a la sociedad”.

Una de las directoras de su tesis, Beatriz Rodríguez, aseguró que este tipo de convocatorias “suplen tres deficiencias que la investigación sufre en estos momentos en España”. En primer lugar, “ayudan a solventar el problema de la infrafinanciación y vinculan al doctorando con el proyecto durante un período estable”. Estas becas, añadió, “tienen un trámite ágil y rápido, algo que no ocurre en otras solicitudes”. Por último, destacó “el reconocimiento social que aportan gracias al prestigio de la AECC, que está muy implicada en conseguir una sociedad con una mayor cultura científica”.

Valentina González va a analizar la caquexia -un síndrome caracterizado por la pérdida involuntaria de peso y la desregulación del equilibrio energético y proteico que conduce a la reducción progresiva de grasa y masa muscular- asociada al cáncer, para lo que buscará mecanismos comunes entre diferentes tumores. Los resultados “conducirán a una mejor comprensión del papel del sistema nervioso central y periférico en la fisiopatología de las alteraciones metabólicas” en estos casos, lo que permitirá “encontrar posibles puntos débiles del tumor a los que atacar”. La ayuda predoctoral, aseguró, “me ha abierto muchas puertas y supone tener un futuro en el ámbito de la investigación”. Además, “la Asociación Española Contra el Cáncer también ayuda a que los pacientes, que son lo más importante, estén al tanto de las investigaciones que se llevan a cabo y comprueben que se está avanzando”.

A continuación, intervino Rosa Señarís, directora de la tesis de Valentina González, que afirmó que las ayudas predoctorales de la AECC “son fundamentales, porque los estudiantes de doctorado tienen cada vez menos becas, y sin financiación es imposible que se lancen a la carrera investigadora”. Por esa razón, “estamos muy agradecidos a la asociación y a todas las personas que, con su esfuerzo monetario, hacen posible que se pueda subvencionar de forma adecuada al personal”.

Andrea Rodríguez, por su parte, centrará su investigación en fármacos innovadores contra la metástasis en cáncer de colon. El equipo al que pertenece “ha descrito el papel de una molécula que se plantea como diana terapéutica” y que está “implicada en los estadios iniciales de la progresión tumoral”. Su proyecto tratará de “evaluar la eficacia de moléculas innovadoras dirigidas contra ella para poder bloquear la metástasis”. En su caso, la financiación de la AECC “supone cumplir un sueño. Siempre quise hacer investigación biomédica, y esta ayuda me permitirá contar con estabilidad y continuar con un proyecto muy bonito en el que nos comprometemos con la sociedad y los pacientes”.

Su directora de tesis, Angélica Figueroa, se mostró “enormemente agradecida a la AECC y muy orgullosa de Andrea, porque se trata de una convocatoria muy competitiva con unos estándares de calidad enormes”. También hizo hincapié en que “es muy importante que lleguen ayudas a A Coruña, porque son muy escasas a nivel autonómico y nacional”. En este sentido, la asociación “está haciendo un gran esfuerzo para que los fondos se repartan por toda España y no se pierda talento investigador en ningún lugar”.

Por último, la directora de la Fundación Científica de la asociación, Isabel Orbe, cerró el acto incidiendo en la importancia de que los proyectos y los nuevos tratamientos “sirvan para mejorar la calidad de vida de las personas con cáncer”, y destacó la “calidad de la investigación que se está realizando en A Coruña y en Galicia”. Quienes han recibido hoy la ayuda de la asociación lo han conseguido “tras competir con iniciativas excelentes” de más de una veintena de provincias. También aseguró que la AECC cree “firmemente en las personas y en la necesidad de apoyar al talento”. Para finalizar, defendió que “cada paciente tiene derecho a que su enfermedad sea investigada para alcanzar una solución”.

La AECC es la entidad social y privada de España que más fondos destina a investigar en cáncer, con 79 millones de euros en 400 proyectos en los que se involucran más de mil investigadores para avanzar en el tratamiento de la enfermedad. La investigación salva vidas, y gracias a ella se ha alcanzado una supervivencia media del 57% a cinco años, con cifras que llegan al 90% en algunos tumores. Si se frenase, no sería posible alcanzar el objetivo del 70% de supervivencia para el año 2030, lo que implica que se produzcan muertes y sufrimiento innecesarios.

La AECC, además, trabaja para eliminar las desigualdades que existen en torno a la enfermedad y solicita un gran acuerdo para que haya equidad a la hora de afrontarla, porque el cáncer es igual para todos, pero no todos son iguales frente al cáncer. En el caso de la investigación, la asociación se esfuerza para conseguir que la población tenga acceso a los resultados que se obtienen en el ámbito oncológico.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad